ACLU of Georgia

Alerta por Posible Supresión de Votantes de Minorías

By Rafael Navarro | El Nuevo Georgia | Octubre 24, 2018

Man at voting machine

En representación del grupo Georgia Muslim Voter Project [Projecto de Votantes Musulmanes en Georgia], la Unión Americana de Libertades Civiles–ACLU de Georgia interpuso una acción legal en contra de la Secretaría de Estado y todos los registradores de cada condado, demandando que ofrezcan un proceso legal y adecuado para los electores de Georgia, cuyas papeletas o aplicaciones de voto en ausencia están siendo rechazadas debido a una presunta incompatibilidad de firmas.

 

“La ley de Georgia obliga a los empleados oficiales electorales locales a actuar como expertos grafólogos sin ningún entrenamiento. Como resultado, el derecho constitucional al voto queda a merced de las determinaciones grafológicas subjetivas de legos sin experiencia apropiada”, dice la demanda.

 

“Si estos trabajadores rechazan la aplicación o papeleta sobre esta base, la ley de Georgia está fallando en ofrecer un proceso justo a los electores para rebatir la determinación que los despoja de su voto”, agrega.

 

Tal como la acción legal explica, “la firma de una persona…puede variar por diversas razones, de forma intencional o fortuita. Factores fortuitos incluyen la edad, condición física y mental, incapacidad, medicación, estrés, accidentes y diferencias inherentes a la coordinación neuromuscular y la postura de una persona. Estas variantes prevalecen más en personas de edad avanzada, incapacitadas o que hablan inglés como segunda lengua.”

 

La demanda solicita una orden de protección temporal que requiera a los oficiales electorales brindar el debido proceso a los ciudadanos de Georgia que votaron como ausentes.

 

Lo que pide la acción legal

 

Concretamente, la acción legal pide al tribunal que los oficiales electorales ofrezcan a los electores ausentes la oportunidad de confirmar su identidad o, de alguna manera, resolver las supuestas discrepancias. 

 

“La ley de correspondencia de firmas de Georgia es una reminiscencia de la prueba de alfabetismo de Jim Crow,” declaró Sean J. Young, Director Legal de la ACLU de Georgia.

“Si los oficiales de gobierno van a retirarle a alguien su derecho constitucional al voto, entonces ellos deben ofrecer a los electores tiempo suficiente para refutar tal decisión y hacer que su boleta electoral cuente”.

 

Más problemas, más demandas

 

La organización Asian Americans Advancing Justice-Atlanta y el Comité de Abogados por los Derechos Civiles en virtud de la Ley, y otros socios presentaron también otra demanda contra el secretario de Estado Brian Kemp de Georgia—y actual candidato a la gobernación– por el esquema discriminatorio de supresión de votantes “exact mach” (Correspondencia exacta), con el cual se pone en peligro el voto de miles de georgianos.

 

La demanda alega que el esquema de registro de votantes “sin correspondencia, sin voto” viola la Ley de Derechos de Votación, la Ley Nacional de Registro de Votantes y las Enmiendas Primera y Decimocuarta a la Constitución de los Estados Unidos.

Lo que hace “exact mach” es que si el nombre de un votante no concuerda exactamente con el que tiene en su registro de elector no puede votar, si es que el día de estas no lleva una identificación con fotografía con ese mismo nombre.

 

“El secretario de Estado de Georgia, Brian Kemp, ha sido una fuerza impulsora detrás de múltiples esfuerzos de supresión de votantes a lo largo de los años en Georgia”, dijo Kristen Clarke, presidenta y directora ejecutiva del Comité de Abogados por los Derechos Civiles Bajo la Ley.

 

Los querellantes dicen que Kemp, ha purgado 1,4 millones de personas de los registros, ha cerrado 214 lugares de votación y está retrasando el registro de votantes de 53,000 georgianos a medida que se acerca la elección.

 

“No se puede confiar en que el secretario de Estado Brian Kemp realice una elección en la que él es candidato en la parte superior del boleto. Exigimos que renuncie”

 

Gwinnett con mayores problemas

 

La campaña Latinos por la Democracia, denunció también que el condado de Gwinnett ha estado rechazando solicitudes de boletas en ausencia tres veces más que la tasa promedio de rechazo en todos los condados de Georgia.

 

Las solicitudes están siendo rechazadas por una variedad de razones, incluyendo errores de puntuación, falta de coincidencia de firma, firma en la línea incorrecta o por haber marcado mal el día de las elecciones.

 

“También sabemos de ciudadanos naturalizados que han presentado boletas de voto ausente que no han sido aceptadas y han solicitado (a los votantes) presentarse en persona con sus documentos de naturalización”.

 

No es nuevo

 

En 2016, el Comité de Abogados por los Derechos Civiles en virtud de la Ley y otras organizaciones de derechos civiles impugnaron con éxito el uso de “sin correspondencia, sin voto” antes de las elecciones de noviembre, lo que dio como resultado la restauración de más de 40,000 votantes.

 

Todos a votar

 

“La Oficina del Secretario de Estado ha confirmado que, si su aplicación para el registro electoral es considerada “pendiente” debido a la norma exact match, usted todavía puede emitir su voto de forma regular, si presenta una identificación con fotografía en la sede de votación, que muestre inequívocamente el nombre que inscribió en la forma de registro electoral,” declaró Sean J. Young, Director Legal de la ACLU de Georgia.

 

“Aunque la ACLU de Georgia se opone firmemente a la norma discriminatoria exact match, aprobada por los políticos de Georgia, debemos enfocarnos en asegurar que todos los votantes registrados salgan a votar. Reiteramos que todos los votantes quienes tienen su aplicación de registro pendiente pueden todavía emitir su voto de forma regular presentando una identificación con fotografía.”